2015/12/02

JUGAR

"... Ortega indica que habíamos llegado con Husserl y Dilthey a un temple de hacer filosofía que se preocupaba sólo de "ver" cómo son propiamente las cosas, o mejor, qué vemos claramente de las cosas y qué no, sin aspevientos, sin tragedia. Y señala que se nos viene otra vez con patetismos.

(...)

La filosofía es juego de ideas, y por eso en Grecia donde nació instala definitivamente su modo de decir en un estilo risueño propio del certamen y la competición agonal. Como se juega al disco se juega a filosofar, dice Ortega.

La colocación de la filosofía en el nivel de la tradición humoral que le es propia le importa mucho a Ortega, y nos indica que si la tomamos sólo patéticamente estaremos perdidos porque entonces abandonaremos la libertad de espíritu, la audacia y la alegría acrobática sin las cuales no es posible teorizar. A los que se escandalizan ahora les dice Ortega: "No me sea tonto ni pedante...""

Palabras correspondientes a La última filosofía de Ortega y Gasset, de Lluis Xabel Álvarez y Jaime de Salas Irtueta.